viernes, 7 de julio de 2017

EGRESA PERSONAL DE ENFERMERÍA CAPACITADO EN NEFROLOGÍA, PERINATOLOGÍA Y SALUD PÚBLICA



Acapulco, Gro, a 7 de julio de 2017.- La formación de recursos humanos en materia de salud es una necesidad para garantizar el bienestar  de la población guerrerense, por ello la importancia de desarrollar posgrados en especialidades médicas, con un sentido científico y humanista a la vez.

Así lo señaló el secretario de Salud, Carlos De la Peña Pintos, al presidir, a nombre del gobernador Héctor Astudillo Flores, la ceremonia de clausura de las "Especialidades de Enfermería en Perinatología, Nefrología y Salud Pública", de cuya generación fue madrina la señora Mercedes Calvo de Astudillo, presidenta del DIF Guerrero, y en la que estuvo como representante Katia Arana Álvarez.

E n su mensaje, el titular de Salud se congratuló de que en esta ocasión egrese la primera generación en el área de nefrología, y que adquieran los conocimientos científicos, las habilidades clínicas y las actitudes éticas que requiere el cuidado  integral de las personas con problemas renales y de sus familias en los procesos de diagnóstico, tratamientos sustitutivos, transplante y rehabilitación, tanto en el ámbito hospitalario como en el domiciliario.

Asimismo, dijo, en lo que se respecta  a la especialidad de perinatología, medicina materno fetal que surge para  vigilar el cuidado de la  mujer en la etapa preconcepcional, durante la gestación, el parto y del recién nacido en sus primeros siete días, lo cual tendrá un mayor impacto en la disminución de los índices de mortalidad materna neonatal.

En cuanto a Salud Pública, este posgrado de enfermería permite desarrollar ampliamente al personal egresado a ser capaz de desempeñarse en centros de atención comunitaria, servicios ambulatorios, unidades de segundo nivel de atención, así como de medicina preventiva y control de enfermedades, además del sistema público de gestión y evaluación en salud.

La formación de recursos humanos en estas especialidades es posible mediante un convenio entre la Secretaría de Salud y la Escuela Nacional de Enfermería y Obstetricia de la Universidad Nacional Autónoma de  México (ENEO-UNAM), con la finalidad de fortalecer el crecimiento profesional de este personal y así brindar una atención de calidad.

En esta generación se graduaron un total de 25 alumnas y alumnos. 11 en el área de Perinatología, que tuvo como sede el Hospital de la Mujer y el Niño Guerrerense; nueve en Nefrología, que se cursó en el Hospital General de Acapulco, y cinco en Salud Pública, que se llevó a cabo en el Hospital General Donato G. Alarcón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.